Jolive | Mantecados de Aceite de Oliva Virgen Extra Jolive
Disfruta de la elaboración de mantecados caseros con Aove con esta sencilla y fácil receta.
mantecados-aove-jolive
22742
post-template-default,single,single-post,postid-22742,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,select-theme-ver-3.6,wpb-js-composer js-comp-ver-5.0.1,vc_responsive
 
Receta de mantecados caseros con aove Jolive

Mantecados de Aceite de Oliva Virgen Extra Jolive

 

Mantecados caseros con AOVE Jolive.

Tan solo escuchando su nombre nuestra mente nos facilita recuerdos, olores, sabores y momentos. Y es que los mantecados son sinónimo de Navidad, una de las épocas del año más especiales y que se suele vivir entre familia y amigos. Por eso desde Jolive queremos enseñaros el secreto de los mantecados caseros con aove que cada año elaboramos con nuestro Jolive.  

Ingredientes:

  • 250 grs. de harina de repostería.
  • 70 grs. de almendra molida.
  • 1 limón.
  • Ajonjolí.
  • 125 ml. de Aceite de Oliva Virgen Extra Jolive
  • 1 cucharadita de canela en polvo.
  • 100 grs. de azúcar glas.

Elaboración:

La preparación y elaboración de mantecados caseros es realmente fácil, y al contrario de lo que en muchas ocasiones podemos llegar a pensar, es un plan perfecto para compartirlo con los más pequeños de la casa.

Para empezar hay que extender la harina en una bandeja que previamente hemos forrado con papel especial para el horno. Una vez que el horno esté precalentado, y a una temperatura de unos 150º, introducimos la bandeja con la harina y dejamos durante 30 minutos. Después, sacamos y dejamos enfriar en un lugar “seguro”, es decir, lejos del alcance de los más pequeños para evitar accidentes.

Una vez enfriada, y en un bol lo suficientemente grande, mezclamos las harina, el azúcar glas, la canela, la almendra molida, nuestro AOVE Jolive y la ralladura de limón. Este paso es muy importante ya que de la mezcla dependerá en buena parte la textura final de los mantecados. Por ello os recomendamos que amaséis la mezcla con suavidad, paciencia y hasta obtener una textura lisa y elástica. Una vez obtenida, extendemos bien toda la mezcla en una superficie plana a la que le hemos puesto un poco de harina, y dejando un grosor de aproximadamente un dedo.

Ha llegado la hora de elegir el “diseño” de los mantecados: Redondos, en forma de estrella, de reno, etc… Nosotros somos clásicos para esto y por eso elegimos siempre la forma redonda que conseguimos ayudándonos de un corta pasas.

Por último, colocamos nuestros mantecados en una bandeja y horneamos durante 15-20 minutos hasta que se doren. Podemos adornar con azúcar glas o algo de ajonjolí.

Tras dejar que se enfríen y reposen un poco, ya estarían listos para darle el primer bocado a la NAVIDAD.

Receta de mantecados caseros con aove Jolive